rutas en bicicleta

La Semana Santa me ha servido para poder disfrutar de rutas en bicicleta que creía olvidadas y para descubrir en la distancia otras que bien valen un doctorado.

Rutas en bicicleta familiares

Tradicionalmente, la Semana Santa ha sido un esperado periodo vacacional, en el que uno aprovechaba para empezar a ponerse “fino” en esto de montar en bicicleta, y es que la coincidencia de estas fechas con los primeros escarceos de la primavera invitaba a uno a realizar sus primeros pinitos en forma de salidas especiales.

El tiempo pasa y las prioridades y obligaciones cambian de forma significativa. Y aunque hay cosas que no cambian, hay otras que por el contrario si lo hacen y, además, de una manera vertiginosa.

En mi caso, esta Semana Santa me ha servido para varias cosas. Una de ellas, no por ser un típico tópico deja de ser cierta, ha sido para desconectar de la rutina que nos devora día a día, de esa vorágine que no nos deja ni tiempo para disfrutar de los pequeños placeres que nos rodean. Durante cuatro fantásticos días he estado desconectado de blogs, artículos, facebook y whatsapp. ¡Casi nada aunque parezca mentira!

rutas en bicicleta

Por otro lado me ha permitido disfrutar de unas rutas en bicicleta con la familia. Dar una vuelta en una oxidada BTT de prestado con la familia no tiene precio. Y es que en la casa de colonias de Rosa dels Vents en la que hemos pasado estos días una de las actividades era esa: un ruta en BTT, aunque fuera con ese toque que algunos se les antoja «globero».

El reparto de bicicletas, el ajuste de sillines y cascos y la explicación por parte del monitor y guía del funcionamiento básico de cambios y frenos ha sido toda una delicia, un auténtico viaje en el tiempo, a mi niñez. Ha sido volver a aquella GAC de paseo de color azul cielo, con guardabarros, baca, dinamo y con tres marchas (plato único y tres piñones) que se me antojó todo un alarde de tecnología y todo un mundo por descubrir.

Ver la cara de mis hijos preguntándome por el piñón 3 ó 4 ó si el plato 2 ó 3 es mejor para correr más, todo ello con los ojos iluminados por la ilusión de llevar una bicicleta de las de “verdad” con marchas, es algo especial y difícil de describir.

rutas en bicicleta

La ruta, para fanáticos de la bicicleta como nosotros no tenía nada de especial, pero para niños de 8 a 10 años era toda una auténtica aventura repleta de sorpresas. Compartir rutas en bicicleta de esta manera, con el corazón, te hace redescubrir el ciclismo de la ilusión, el de la infancia. Ese ciclismo en el que se escucha con atención religiosa, y no lo digo por esto de la Semana Santa, las explicaciones y consejos paternos como si de un tesoro transmitido entre generaciones se tratara. Su primera “trialera” bajo la atenta mirada de su progenitor, ha sido toda una aventura digna de rememorar a lo largo de la semana que arrancamos en el patio del colegio.

Para mi ha sido revivir momentos que creía olvidados, imágenes que han vuelto a mi retina con una fuerza que creía olvidada.

rutas en bicicleta

Y en la distancia saboreando el doctorado de Manolo Mago y Alberto RB

Y aunque esta Semana Santa también he aprovechado para colgar momentáneamente la bicicleta (algunos dicen que el descanso es parte del entrenamiento), no he podido quitarme de la cabeza la impresionante aventura de dos amigos iban a vivir por tierras de Flandes, y es que este fin de semana pasado se celebraba la Ronde Van Vlaanderen Cyclo, más conocida como el Tour de Flandes.

rutas en bicicleta

Manolo Mago y Alberto RB, entre otros cicloturistas de Vilanova i La Geltrú, se han lanzado a la aventura de disfrutar de la versión cicloturista de esta clásica de primavera. Vivir el pavé, los muros y la pasión por el ciclismo de esas tierras es algo que a priori muchos de nosotros sólo lo podremos vivir por la televisión. Así que hacerlo en vivo antes que lo hagan los auténticos monstruos de la especialidad, los pros, ha tenido que ser algo sublime. ¡Sólo de pensarlo se me pone la piel de gallina!

Así que desde la distancia sólo podía desearles lo mejor para ellos y para todos los afortunados participantes de este evento cicloturista único. Para mi… un detalle personal que me dedicó Manolo: el dorsal de Kilómetros solidarios ha roto ya fronteras internacionales… ¡y de qué manera! Por la puerta grande y con doctorado para estos campeones.

rutas en bicicleta

¡Gracias Manolo Mago por hacerme partícipe de tu gesta en primera persona con este simple detalle!

130 km más para el Reto 2015 al que espero que muchos más os suméis para ponerme los dientes largos, para darme esa envida sana que tanto nos hace vibrar en la distancia a apasionados de la bicicleta como yo, que disfrutamos también con los retos que conseguís los demás.

Dale al me-gusta y súmate al Reto 2015 kilómetros Solidarios. Nunca tan pocos podíamos conseguir tantas cosas. ¡No dejes que te lo cuenten! ¿Te lo vas a perder?

Listado de inscritos.

Kilómetros acumulados.

2 pensaban en “Otras rutas en bicicleta existen, sólo hay que buscarlas”

  1. No descubro nada, los adoquines están desde los romanos pero el vinculo y la relación q cada uno puede contraer con ellos, los adoquines, es increíble. Pronto pequeña crónica, muchas fotos y un vídeo sobre la prueba Pro en el Paterberg, piel de gallina!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.