nutricion ciclista

Estamos en Navidad y esto es sinónimo de mesas repletas de exquisitos manjares, donde la nutricion ciclista ideal pasa a un segundo término.

Pero no es que en estas fechas la comida sea mala, ¡ni mucho menos! Lo que pasa es que entre la sucesión de festejos, los excesos y la combinación con el alcohol, hace que algunos organismos decidan, de forma unilateral, acumular unos kilitos de más que hará que la cuesta de enero, en términos ciclistas, sea un poco más costosa de sobrellevar.

Pero el verdadero problema de estas comidas como contraposición a la nutricion ciclista ideal, lo podemos centrar básicamente en los dulces que tradicionalmente pueblan nuestras mesas, especialmente en las largas sobremesas que acompañan a estas comidas.

Si me permites te daré unos consejos para sobrevivir a estas comidas sin que tu forma física se resienta.

1. Moderación.

En total tenemos unas 7 comidas/cenas de relumbrón a largo de las Fiestas Navideñas. Empezamos con la cena de trabajo, Noche Buena, Navidad, San Esteban (en Cataluña), Noche Vieja, Año Nuevo y Reyes, ¡casi nada! Con este calendario de festejos, el primer consejo es la moderación. Esto es una carrera de fondo: lo importante es como acabas, no como empiezas.

2. Ojo con el alcohol.

El alcohol en cualquiera de sus variedades es una fuente inagotable de calorías vacías. Pero, ¿qué sería de la Navidad sin esos exquisitos caldos o cavas que nos ofrecen nuestros viñedos? Disfrútalos a tope … pero sin pasarte. No hagas ascos a una copita para felicitar las fiestas con los compañeros de ruta como hicimos en el Velo el pasado domingo.

nutricion ciclista

3. ¡Ojo con las sobremesas!

Es el momento más peligroso para cargarnos nuestra cuidada nutricion ciclista, pese a los esfuerzos por comer y beber de forma moderada, en este punto podemos sucumbir de forma estrepitosa: turrones, polvorones y alcoholes de mayor graduación serán los culpables. O haces alarde de mucho autocontrol o tendrás que recurrir a elaboradas técnicas disuasorias. Siempre puedes recurrir a comentar de poner el vídeo de tu boda o enseñar el DVD con tus 1.500 fotografías acumuladas a lo largo de toda la temporada ciclista. Asegúrate que la puerta de la calle está abierta porque la estampida puede ser memorable.

4. ¡Muévete!

Después de disfrutar de un ágape de estas características, haber tenido un autocontrol épico y haber esquivado de forma magistral la sobremesa, no caigas en la tentación de echar una tentadora cabezadita. Aprovecha para dar un paseo. Muévete un poco y así facilitarás que la digestión no sea tan pesada.

5. No abandones la bicicleta.

Seguramente en estas fechas acumularás kilómetros en coche, que no en bicicleta, para asistir a las diferentes reuniones con familiares o con amigos. Esto te obligará seguramente a modificar tu rutina de entrenamientos. Ya se que es difícil, pero a menos que puedas aprovecha para salir a rodar aunque sean sólo 2 horitas. Aprovecha para hacer base con salidas quemagrasas y así empezamos ya a eliminar parte de esos excesos.

nutricion ciclista

Espero que estos consejos te hayan sido de interés. Dale a me gusta, compártelo con tus amigos o envíame tus comentarios.

¡Felices Fiestas!

4 pensaban en “Nutricion ciclista: sobrevivir a la Navidad”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.